A la U la Salvamos JUntos

CÓMO COMPRAR TU SUPER RIFA

1) Contáctanos por whatsap o teléfono a número 920 201 465 

Escribe tu nombre completo e indícanos cuántos tickets deseas comprar.

2) Te responderemos indicándote el número de cuenta de banco para que hagas tu depósito. También puedes yapear al mismo número de teléfono.

3) Una vez comprobado tu depósito, para lo cual debes enviar el comprobante correspondiente, te enviaremos tus tíckets virtuales.

4) Ingresa a nuestra fanpage https://www.facebook.com/attatembajadur y dale LIKE para que participes de la transmisión del sorteo el 06 de marzo 2021. Suerte y que seas uno de los felices ganadores.

Sigamos apoyando y sumando más gente. Al club lo salvamos todos!

Ticket Virtual

GRUPO ATTAT (Ahora Te Toca A Ti)

Somos un Grupo de hinchas, embajadores del proyecto “Embajadur Crema” que, voluntariamente, aportamos un dinero adicional a nuestras cuotas de aportantes, para financiar y promover actividades que buscan contribuir al crecimiento y logro de objetivos del proyecto “Embajadur Crema” ya sea mediante donaciones o captación de aportantes.

Objetivo de la Rifa

La meta de esta segunda rifa, al igual que la primera, es hacer una DONACIÓN en favor del Proyecto EmbajadUr Crema, a nombre del hincha, la cantidad de S/.15,000 (quince mil Nuevos Soles) como producto de la venta de los respectivos tickets (S/.10 cada uno), para lo cual los miembros del grupo actuarán como vendedores de los mismos a toda la hinchada crema en el Perú y el extranjero.

Cabe recordar que, producto de la primera rifa, logramos donar S/.10 mil soles en el mes de noviembre 2020, bajo la misma mecánica. 

Informe de la Primera Rifa ATTAT (nov 2020)

ver informe

Recaudación a la Fecha

Reporte del monto recaudado desde la iniciación del proyecto, el 7 de agosto del 2020, al 04 de febrero 2021:

Avances a la Fecha

Compra de Acreencias laborales

EmbajadUr Crema comenzó, en menos de un mes,  la compra de acreencias a los ex trabajadores del club Universitario, quienes no habían podido cobrar su dinero por más de ocho largos años de proceso concursal y todo gracias a los aportes de los hinchas cremas.

Los hinchas de Universitario están haciendo posible en poco tiempo lo que el proceso concursal no pudo lograr.

5ta Compra de Acreencias – Diciembre 2020

Estos pagos han sido posible gracias al Hincha de Universitario y al Proyecto EmbajadUr Crema. Apoya tú también.

Presentaciones del Proyecto

Presentaciones y Entrevistas

(Carlos Esquivel Entrevista a Rainer Torres)

(Jaime Pulgar entrevista Ricardo Mego)

(Entrevista a Rainer, Carlos, Miguel y Galván desde el minuto 24:30)

Preguntas Frecuentes del Hincha

Desde que paguemos la primera deuda laboral, estaremos contribuyendo al objetivo. Es una deuda menos que deja de generar intereses y, por lo tanto, es una salida de dinero menos para el Club.

Además, aunque no llegásemos a aglutinar el número de aportantes que necesitamos para devolver el Club al pueblo crema en los plazos previstos, sí habríamos consolidado un vehículo de representación importante en la mesa concursal. Tendríamos acceso a los actuados del procedimiento concursal, estando en la mejor posición posible para fiscalizar, denunciar irregularidades y velar por el mejor cumplimiento del Plan de Reestructuración, en resguardo de los intereses del Club.

Asimismo, a pesar de no llegar a convocar al número deseado de aportantes, si los acreedores actuales decidieran la liquidación y remate de los activos del Club, la Asociación sería un vehículo de representación en la mesa concursal que permitiría resguardar los activos sus importantes del Club: la marca y los derechos deportivos.

Como puede verse, en cualquier caso, el Proyecto ayudará a mejorar la situación del Club de nuestros amores.

No existen razones legales para que SUNAT se niegue a cobrar su acreencia reconocida. SUNAT es una entidad estatal cuyo único interés en el proceso concursal del Club debe ser el cobro de su acreencia con miras a cumplir su fin recaudatorio. La Asociación estaría justamente ayudando a que el dinero de todos los peruanos vuelva a las arcas del Estado. Por lo demás, sería abiertamente inconstitucional que el Estado manifieste algún interés en realizar actividades empresariales a través de SUNAT.

En lo que respecta a GREMCO, llegado el punto en el que la justicia determine el valor real de su acreencia, consideramos muy improbable que se resista al pago. Si la Asociación lograra aglutinar la voz y la fuerza de más de 250 mil aportantes activos, cumpliera con el pago de la deuda tributaria y además contara con recursos líquidos para pagar la acreencia reconocida de GREMCO, dicho pago sería irresistible desde un punto de vista político y de presión social.

Sin embargo, el Proyecto tiene un plan jurídico en caso GREMCO, a pesar de todo, se negara a cobrar su acreencia y ceder su posición a la Asociación. La estrategia legal tiene que ver con utilizar los mecanismos de la subrogación legal de pago otorgados por el Código Civil. Mediante este recurso, un acreedor como GREMCO no podría negarse a cobrar sino que estaría obligado a recibir el pago y salir del proceso concursal.

La Ley General del Sistema Concursal otorga a la Junta de Acreedores todas las potestades propias de la Asamblea General de Asociados del Club. De este modo, la Junta de Acreedores, con las mayorías correspondientes, tiene la potestad legal de modificar los estatutos del Club y permitir que los aportantes cremas sean socios.

Ahora bien, el Proyecto tiene como misión involucrar también a los socios del Club, quienes hoy por hoy han perdido todas sus facultades políticas y quienes tienen la oportunidad de sumarse al Proyecto con una voz importante. De este modo, la idea es que los propios socios vean en el Proyecto una oportunidad para recuperar al Club, el cual tendría una masa societaria bastante más amplia que, sin embargo, permitiría llevar al Club a otro nivel. Estamos seguros que contaremos con el apoyo de los socios en este objetivo.

Una vez que la Asociación sea titular de la deuda concursal del Club, en su calidad de controlador de la Junta de Acreedores, promoverá un cambio estatutario en el Club, incorporando las modificaciones necesarias con miras a modernizar su estructura societaria y mejorar su gobierno corporativo. El objetivo será generar una estructura que genere los incentivos necesarios para que el Club sea gestionado de manera eficiente y transparente, mitigando el riesgo de malversación y malos manejos. La idea es que la historia no se vuelva a repetir.

La estructura corporativa final del Club será diseñada tomando en consideración los más altos estándares de gestión deportiva a nivel global. Y la decisión final será tomada por los aportantes cremas, mediante votación democrática a ser plasmada por las plataformas electrónicas del Proyecto. Una vez implementados los cambios necesarios, la Asociación procederá a condonar la deuda concursal y a disolverse, habiendo cumplido su objetivo.

Aunque somos conscientes de sus mayores costos, la constitución de un fideicomiso fue la primera alternativa del Proyecto. Nuestro equipo sostuvo reuniones continuas y negociaciones con representantes de entidades fiduciarias. Lamentablemente, ninguna entidad fiduciaria quiso participar del Proyecto. Aclaramos que las negociaciones no se cayeron por asuntos monetarios, simplemente dichas entidades nos manifestaron su negativa. Ante esa realidad, tuvimos que elaborar una estructura alternativa.

La estructura actual del Proyecto es menos costosa y está hecha para proteger las donaciones realizadas por los aportantes cremas, las cuales se centran en la Asociación. Así, se ha creado un vehículo distinto (Black Towers) que absorberá el riesgo de la gestión comercial del Proyecto, blindando legalmente a la Asociación y a las donaciones, las cuales solo podrán ser utilizadas para adquirir la deuda concursal del Club y cumplir los objetivos del Proyecto.

La Asociación tiene como miembros a Rainer Torres (Presidente), Carlos Orejuela (Vicepresidente) y Victor Mantilla (Secretario). Los dos primeros son referentes del Club y Victor es miembro del equipo Embajadur, a cargo de la gestión de los embajadores cremas. Por su parte, Black Towers tiene como accionistas fundadores a Miguel Torres y Carlos Galván, ambos referentes del Club. Esta información es pública, y se encuentra disponible en el portal de SUNARP.

La Asociación es el vehículo principal del Proyecto. Es la que recaudará los fondos para adquirir la deuda concursal, convirtiéndose en acreedora del Club y cumpliendo así los objetivos del Proyecto. Con tal misión, tiene dos vías de ingresos: donaciones e ingresos empresariales. En cuanto a las donaciones, Rainer Torres, Carlos Orejuela y Victor Mantilla (como miembros de la Asociación) estarán a cargo de promover, gestionar y controlar las donaciones en general (tanto de personas naturales como jurídicas). Las donaciones servirán única y exclusivamente para adquirir la deuda concursal del Club.

En lo que corresponde a los ingresos empresariales, el esquema es el siguiente: la Asociación le cede a Black Towers la marca Embajadur Crema, para que Black Towers la comercialice, maximizando su valor. Black Towers explotará la marca en el mercado, convocando a la empresa privada. A cambio, le pagará regalías a la Asociación, a valores justos y de mercado. Las regalías que la Asociación reciba de Black Towers servirán no solo para incrementar los fondos con los que la Asociación adquirirá la deuda concursal del Club sino también para solventar sus gastos.

Con esta estructura se resuelve el problema de posibles cuestionamientos a eventuales malas gestiones comerciales sobre las donaciones de los aportantes, dado que éstas solo servirán para adquirir deudas concursales (las cuales están protegidas). Si a Black Towers, la sociedad encargada de la operación comercial, le fuera mal, esto no afectaría lo recaudado por la Asociación. Black Towers asumirá todo el riesgo y además generará una potencial fuente de ingresos para la Asociación.

Black Towers SAC solo tiene el derecho de la marca EmbajadUr.

EmbajadUr, como proyecto, no tiene nada que ver directamente con la U.

EmbajadUr es un proyecto independiente que no tiene cercanía comercial con ninguna de las administraciones.

Si producto de la reducción de la deuda concursal de alguno de los acreedores mayoritarios del Club, el Proyecto cumpliera su objetivo y sobraran fondos, éstos serán destinados para el pago de la deuda post-concursal o deuda corriente, es decir, la deuda generada por el Club desde el 2012 en adelante.

Si luego de pagar la deuda corriente del Club, existieran fondos disponibles, la Asociación planteará alternativas, todas ellas a favor del Club y en el marco de los principios del Proyecto, para que los aportantes cremas decidan el destino de dichos fondos, mediante votación democrática a ser plasmada por las plataformas electrónicas del Proyecto.

Para aclarar, dentro de la Asociación EMBAJADUR CREMA, ninguno de los integrantes de la Asociación percibe un sueldo por la labor que vienen haciendo. Ni los abogados, ni los de marketing, ni los de redes, ni los de tecnología, ni los coordinadores de embajadores, ni los de soporte, absolutamente nadie.

Todos estamos trabajando por el amor que le tenemos a la U, así como estoy seguro que existen hinchas que harían lo mismo.

Pago por web o app bcp: Poner el nombre de la asociación “Embajadur Crema”, para poder abonar. Comisión de S/.4 adicional a la cuota.

Pago por agente: Tienes que estar ya registrado, comisión de S/.4.

Pago por app EmbajadurCrema : Puedes pagar con tarjeta de débito o crédito. Si es desde el extranjero, el aportante tiene que consultar con su banco sobre pago en dólares y que llegue a moneda soles. Comisión: S/.3.82.

Nota Importante:

La comisión bajara luego de que aporten un gran numero de hinchas (20 mil).

EmbajadUr está permanentemente en busca de nuevos medios que nos irán permitiendo que estas comisiones y gastos sean la mínima posible.

Afirmativo. SÍ Se van a poder inscribir aportantes y donantes con pasaporte.

Mediante la adecuación a las normas del SPLAFT (Sistema de Prevención contra el Lavado de Activos y Financiamiento del Terrorismo).

1) EmbajadUr no está ni con Gremco, ni Sunat, ni con ninguna agrupación, son independientes.

2) Es una asociación sin fines de lucro

3) El dinero ingresa en una cuenta recaudadora

4) Se piensa comprar las acreencias en 3 partes, en el siguiente orden:

*Deuda Laboral
*Deuda Comercial
*Deuda Sunat y Gremco

5) El aporte del hincha será de S/ 50.00 mensuales. Dependiendo de la cantidad de hinchas, serán los años del proyecto. Si llegan a los 250 mil, en 3 años y medio se podría comprar el total de la deuda.

6) Si en el camino sacan a Gremco del proceso, los tiempos de colecta se acortan.

7) Toda compra de acreencias sería previa negociación.

8) El hincha que aporte los 50 tendrá un reembolso de 20 soles en una de las empresas auspiciadoras y descuentos en marcas que estén apoyando al proyecto.

9) La plata del hincha NO será tocada para pago de sueldos ni honorarios ni gastos de ningún tipo. Estos gastos saldrán de las empresas de gente crema que entrarán como auspiciadores.

10) El banco que administre los fondos tendrá plataformas en las cuáles se podrán revisar los ingresos y egresos en la cuenta.

11) Mensualmente se procederá a la compra de acreencias, la idea es no tener la plata estancada. Si da para que desde el primer mes se pueda comenzar a comprar acreencias así será.

12) Una vez compradas las acreencias laborales y comerciales, con un proyecto cuajado, con hinchas que lo avalen, y con las deudas sinceradas, tendrán la suficiente fuerza para pulsear, de igual a igual, contra Gremco y Sunat.

13) La idea del Proyecto EmbajadUr es que, cuándo se logren comprar todas las acreencias, negociar el cambio de estatutos con los socios,  y que todos los que aportamos para lograrlo, pasemos a ser socios activos para así velar, de ahí en adelante, por los intereses del club.

*Nota: Los ex jugadores indicaron que de la deuda que aún tiene el club con ellos harán una donación ($60 mil dólares cada uno para el proyecto) y ellos serán los últimos en cobrar en el grupo de Laborales.

Unico Hincha Crema
sigamos escribiendo